¿Como identificar oportunidades legítimas de venta directa?

Las tarifas de iniciación en campañas de venta directa son generalmente modestas- usualmente el costo de un equipo de ayudas de venta. Las compañias quieren que sea fácil y poco costoso que usted se inicie. Los esquemas piramidales, que usualmente resultan ser engañosos y que pudieran ser incluso constitutivos de fraude, ganan dinero a través de tarifas pagadas por nuevas incorporaciones o por sobrecargarlos de inventarios o elementos de entrenamiento. Las tarifas de incorporación altas deben ser un signo de alerta. Usted debería poder devolver inventarios no vendidos. Si usted decide dejar el negocio, las compañías asociadas a la Cámara “recompran”, al 90% del precio que usted pagó por ellos, los productos comercializables comprados por usted dentro de los 12 meses previos. El Código de Ética requiere que las empresas asociadas tengan este proceder. Cuí­dese de las oportunidades que propicien la “sobrecarga de la primera línea” o la compra de cantidades importantes de inventarios no retornables para llegar a lograr ciertos niveles o merecer un precio “especial” o “descontado”.

El dinero que ganará, ¿está basado en la venta de productos o servicios?

La respuesta debe ser “absolutamente”. Este es un elemento clave de un negocio legítimo. La venta directa, al igual que otros métodos de venta minorista, depende de la venta a clientes que usan y/o consumen el producto. Esto requiere productos o servicios de calidad vendidos a precios competitivos. Cuídese de cualquier negocio que argumenta que usted puede volverse rico a través de sólo usar sus productos o reclutar personas para el negocio. Usted debe además, creer en los productos que venderá. Pregúntese, “¿Comprarí­a yo este producto si no estuviera en la organización de ventas?” Si la respuesta a esto es no, piense dos veces sobre la oportunidad.

Como comenzar:

1. Identifique una compañía y productos que le atraigan. Revise nuestra lista de compañías asociadas o busque en la guí­a telefónica.

2. Tómese su tiempo para decidir. ¿Acaso el “empezar desde el principio” significa que todos los que se incorporen después de usted estarán menos satisfechos o felices? Una oportunidad legí­tima no desaparecerá de la noche a la mañana. Piense en términos de largo plazo.

3. Haga preguntas. Sobre la compañía, su liderazgo, los productos o servicios, tarifas de iniciación, costos reales de operar con ellos, ganancias promedio de los distribuidores, políticas de devoluciones, y todo aquello que le preocupe.

4. Consiga ejemplares de toda la literatura de la compaña. ¡Y léalos!

5. Consulte con gente que haya tenido experiencia con la compaña y sus productos. Controle y vea si los productos o servicios son realmente vendidos a consumidores.

6. Investigue y verifique toda la información. No tome por seguro que todos los documentos de “apariencia oficial” son exactos o completos o hasta si son producidos por la compaña o por la persona que está tratando de reclutarlo.

7. ¿Necesita ayuda para evaluar una compañía? Vea si la compañía en la cual está usted interesado esté asociada a la Cámara. Si lo está, usted puede estar seguro de que la empresa se ha comprometido a operar de acuerdo con el Código de Ética de la Cámara y a apoyarlo.